El autoconsumo y el almacenamiento fotovoltaicos están viviendo una auténtica revolución en Alemania

Las instalaciones crecen un 35% en un año y el país cuenta ya con 25.000 sistemas operativos gracias a la caída de los precios, a las ayudas y al creciente deseo de independencia energética.

El autoconsumo y el almacenamiento fotovoltaicos están viviendo una auténtica revoluciónen Alemania

El número de instalaciones de almacenamiento de energías solar subsidiadas ha incrementado en más de un 35% en un año en Alemania. La caída de los precios y el deseo de independencia energética están impulsando esta alta demanda.

En los primeros siete meses de 2015, el banco de desarrollo alemán KfW ha apoyado un 35% más de proyectos de almacenamiento de energía solar que en el mismo periodo en el 2014. Desde que el gobierno federal alemán puso en marcha el programa de apoyo al sistema de almacenamiento de energía fotovoltaica en 2013, se han instalado más de 12.000 sistemas de almacenamiento de fotovoltaica.

La Asociación de la Industria Solar Alemana (BSW-Solar)considera que las principales razones de este importante crecimiento son la fuerte caída de los precios de los productos de almacenamiento, unos incentivos atractivos y el deseo de los clientes de reducir su dependencia de las compañías eléctricas. En total, hay aproximadamente 25.000 soluciones de almacenamiento de energía solar en operación, de los que casi dos terceras partes se encuentran en los estados de Renania del Norte-Westfalia, Baviera y Baden-Württemberg.

Autogeneración, autoconsumo

“Cada día que pasa cada vez son más los consumidores y empresas que están convirtiendo el almacenamiento de la energía solar en un elemento indispensable de la autogeneración. Permite que un gran porcentaje de la energía solar generada sea para autoconsumo,  garantice la seguridad del suministro energético y unos precios de la electricidad más estables “, dice Carsten Körnig, director ejecutivo de BSW-Solar.

Numerosos estudios confirman también la contribución positiva de las baterías de almacenamiento  para la ‘Energiewende’ alemana. De esta manera, el desarrollo de nuevas soluciones de almacenamiento con una expansión de la red relativamente consistente, por ejemplo, puede aumentar la cantidad de la integración de energía solar a la red. “Todo apunta en la dirección de que los sistemas de almacenamiento de energía hará crecer la demanda en los próximos años”, añade Körnig.

La energía solar generada en la propia azotea de tu casa cuesta sólo la mitad de lo que cuesta comprarla a las eléctricas. Pero mientras que los sistemas fotovoltaicos solares producen más electricidad durante el mediodía, muchos hogares tienen el pico de la demanda especialmente en las noches y en las mañanas. Por lo tanto, las soluciones de almacenamiento pueden ayudar a tener una energía más asequible y más barata cuando se necesita.

El KfW está apoyando las instalaciones de almacenamiento fotovoltaico con ofertas de préstamos a bajo interés. Por otra parte, hasta el 30% de los costos de instalación puede optar a la prima de amortización. También se apoya la modernización de las instalaciones siempre que éstas hayan entrado en funcionamiento antes del 1 de enero de 2013. El programa de apoyo continuará al menos hasta el final del año, según declaraciones del portavoz de KfW que recoge el portal pvmagazine.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s